Aún habiendo tratamientos

efectivos y cada vez más

cómodos, la realidad es que

dos de cada tres pacientes españolas

con osteoporosis abandonan

su tratamiento antes de

un año, exponiendo así a sus

huesos a fracturas y desgastes.

Las fracturas, el dolor y la

falta de autonomía son las principales

consecuencias de la osteoporosis

cuando no se trata o

se abandona el tratamiento, lo

que influye en unas peores

condiciones de vida (dependencia,

fragilidad, encorvamiento,

etc.). Por este motivo,

la Fundación Hispana de Osteoporosis

y Enfermedades Metabólicas

Óseas (FHOEMO) y la

Asociación Española contra la

Osteoporosis (AECOS) se han

unido para concienciar a las

mujeres sobre la necesidad de

cumplir el tratamiento de la osteoporosis,

con las siguientes

recomendaciones:

” Tus huesos te mantienen

en pie y te permiten moverte,

no renuncies a ellos.

” No esperes a que tus

huesos se rompan, actúa ya

para fortalecerlos. Cuidarlos

hoy ayudará a que no se rompan

mañana.

” No limites tu actividad

por culpa de la osteoporosis.

Muévete, haz ejercicio, camina.

Unos huesos fuertes impedirán

que una pequeña caída

te postre en la cama.

” Los avances en los tratamientos

son importantes, pero

la constancia de los pacientes es

fundamental.

” Si te cuesta tomarte el

tratamiento prescrito, no lo

abandones, habla con tu médico

y pregúntale qué opción

se ajusta más a tu estilo de vida.

Existen dosis más espaciadas

que pueden resultarte más

cómodas de tomar.

” Tu espalda es para toda

la vida. Evita posturas que obliguen

a forzarla.

” No te resignes a encogerte,

no es consecuencia de la

edad, sino que puede deberse

a unos huesos débiles.

” Preocúpate por el estado

de tus huesos al menos una

vez al año.

” Aliméntate bien, aunque

ten en cuenta que la alimentación,

por sí sola, no detiene la

osteoporosis.

” Apúntate en un calendario

cuándo tienes que tomarte

la medicación o busca

otros métodos que te ayuden

a recordar tu tratamiento.

” Infórmate de los tratamientos

efectivos existentes y

consulta a tu médico sobre

cuál te conviene más.

” No abandones el tratamiento.

La osteoporosis es una

enfermedad crónica. Si lo

abandonas no estará protegiendo

tus huesos ante posibles

fracturas. Recuerda que los

fármacos que funcionan son los

que se toman.