El 21 de noviembre a través de un anuncio en conferencia de prensa por el titular de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios Julio Sánchez y Tépoz dijo que se liberarán 38 productos con cannabis y sus derivados, los cuales saldrán al mercado a finales del mes de diciembre.

Los productos lanzados a comercialización cuentan con menos del 1 por ciento de THC, la sustancia psicoactiva que provoca la alteración de la capacidad sensorial, sin embargo, contienen CBD, sustancia que no tiene efectos psicoactivos y está presente en el aceite de cáñamo en un 0,03 por ciento, sin efectos de alteración sensorial.

Anunció que junto con la liberación de estos productos comenzará una fuerte campaña de concienciación sobre el uso de los productos cannábicos principalmente en redes sociales para que la población joven conozca detalles científicos sobre sus efectos en la salud.

Los productos constan de 21 suplementos alimenticios, 9 cosméticos, 6 de alimentos y 2 de materia prima, algunos de los suplementos alimenticios coadyuvarán al tratamiento de pacientes diagnosticados con epilepsia, artritis, estrés y ansiedad. Además, servirán como relajantes, analgésicos y para el tratamiento de falta de sueño.

También hay bálsamos y cremas que podrán ser utilizados tópicamente en padecimientos específicos ya que, de acuerdo con la modificación de la Ley General de Salud, los componentes cannábicos podrán ser utilizados científica, médica e industrial.

La elaboración fue llevada a cabo por siete empresas de las cuales cuatro son de capital mexicano, dos estadounidenses y una española, todas ellas  cumplen al 100 por ciento con lo establecido en los Lineamientos en materia de Control Sanitario de la Cannabis y sus derivados.

Las compañías con capital mexicano autorizadas son CBD Life, CBD Science, Endo Natural Labs y Farmacias Magistrales, además de Med Mex y Aceites Orgánicos de América (de capital estadunidense) y la española Finat México, de acuerdo a la información del portal Animal Político.

El consumo de los suplementos y los tópicos podrán ser efectuados sin receta médica en puntos específicos o a través de Internet con un código de barras específico para evitar sus réplicas. El titular afirmó que cualquier empresa puede tener esta autorización si cumplen los requerimientos y estándares de calidad adecuados y puede entregarse 10 días hábiles después del inicio del proceso.

Refirió que a partir de la publicación de los Lineamientos en materia de control sanitario de la cannabis y sus derivados, el pasado 30 de octubre, la COFEPRIS ha recibido un total de 51 solicitudes de evaluación sanitaria.

Del total de las solicitudes recibidas, 38 cumplen al cien por cien con lo establecido en los Lineamientos en proporciones menores al 1 por ciento de THC.