Novartis ha anunciado un conjunto de medidas para respaldar la respuesta global a la pandemia de Covid-19. Estas medidas incluyen la creación de un fondo mundial para apoyar a las comunidades de todo el mundo afectadas, además de la decisión de la compañía de sumarse a dos iniciativas intersectoriales en I+D.

En concreto, el fondo proporcionará 20 millones de dólares en subvenciones para respaldar iniciativas de salud pública. Mediante un proceso de revisión global acelerado, se permitirá una rápida aprobación y desembolso de subvenciones individuales de hasta 1 millón de dólares.

Estas subvenciones irán dirigidas a fortalecer la infraestructura sanitaria local y nacional, incluida la financiación de personal médico adicional, el suministro de medicamentos y equipos médicos; a establecer plataformas digitales para la recopilación de datos relacionados con el coronavirus y para crear o potenciar la creación de nuevos programas de salud comunitaria específicos para la respuesta pandémica.

Colaboraciones

La compañía también ha presentado nuevas iniciativas colaborativas de investigación, como el Acelerador Terapéutico Covid-19, coordinado por la Fundación Bill & Melinda Gates, Wellcome y Mastercard, así como una colaboración organizada por la Iniciativa de Medicamentos Innovadores (IMI) destinada al Covid-19.

Ambas son colaboraciones intersectoriales que reúnen a varias compañías farmacéuticas e instituciones académicas expertas en programas coordinados de investigación, con el objetivo de hacer avanzar rápidamente las moléculas más prometedoras sin obstáculos organizativos.

Además, está contribuyendo poniendo a disposición varios compuestos de sus bibliotecas que se consideran adecuados para las pruebas antivirales in vitro. Igualmente, la farmacéutica está evaluando rápidamente otros productos existentes para valorar si alguno pudiera utilizarse más allá de sus indicaciones aprobadas en respuesta a la pandemia.

Por último, Novartis continúa suministrando sus medicamentos a pacientes y proveedores sanitarios en todo el mundo y en este momento no contempla la interrupción de la cadena de suministro debido a las fuertes medidas de mitigación y los elevados niveles de inventario. La compañía también ha activado planes de mitigación para garantizar el suministro continuo de medicamentos y operaciones sin contratiempos para sus más de 500 estudios clínicos.