La compañía iVascular y Cardiva han anunciado la comercialización de una nueva línea de dispositivos médicos para tratar el ictus isquémico, a través de la recién creada división de Neurorradiología.

En la actualidad, los pacientes tienen opciones de tratamiento con alto porcentaje de éxito en unidades especializadas multidisciplinares. Con el objetivo de dotar de más alternativas terapéuticas a los especialistas en Neurorradiología Intervencionista, iVascular y Cardiva apuestan por lanzar al mercado dispositivos médicos de mínima invasión. Están destinados al acceso vascular en la neurovasculatura y trombectomía en ictus isquémico.

La gama incluye: 1) catéter de acceso distal con balón para bloqueo del flujo; 2) micro-catéter para acceso a vasculatura distal, como portador de otros elementos en el protocolo de trombectomía; 3) dispositivo de trombectomía mecánica tipo “stent-recuperador” para atrapar trombos en la neurovasculatura intracraneal; y 4) catéter de aspiración de navegación distal, diseñado para la retirada de trombos en la vasculatura intracraneal.

No hay otra compañía española que desarrolle este tipo de productos”, asegura Lluís Duocastella, fundador y consejero delegado de iVascular. Por su parte, Ignacio Vega, presidente de Cardiva, detalla que estos dispositivos ya están siendo utilizados por los especialistas de las Unidades de Ictus de hospitales como el Clínic y el Vall d’Hebron, en Barcelona; el Gregorio Marañón y el Clínico San Carlos, en Madrid, o el Virgen del Rocío de Sevilla.

Dispositivos médicos para ictus isquémico

Debido al envejecimiento de la población y a factores de riesgo diversos, el accidente cerebrovascular se ha convertido en la primera causa de muerte en mujeres y la segunda en hombres. Además, es la primera causa de discapacidad adquirida en el adulto y la segunda de demencia. El ictus isquémico es el más frecuente, representando el 80-85 por ciento del total. En el año 2021, 120.000 personas en España tuvieron un ictus isquémico. Según el GENI, en el año 2021 se realizaron 7.284 trombectomías mecánicas en España.

Sobre este procedimiento aporta más datos Juan Macho, neurorradiólogo intervencionista del Hospital Clínic de Barcelona y actual presidente del Grupo Español de Neurorradiología Intervencionista GENI. En concreto, mediante la trombectomía mecánica, el neurorradiólogo intervencionista se introduce en el sistema arterial del paciente a través de una punción. Así, guiándose con rayos X, llega al lugar de oclusión de la arteria cerebral y retira el trombo. De esta forma, reestablece la adecuada circulación de la sangre. “Esta innovadora línea de dispositivos médicos de tratamiento aporta mayor facilidad y rapidez para alcanzar la zona de la lesión y recuperar el flujo sanguíneo”, concluye el experto.