Tezepelumab es un medicamento biológico aprobado para el asma grave con independencia de su fenotipo (por ejemplo, eosinofílico o alérgico) o biomarcadores clave en su ficha técnica aprobada. Ahora, tezepelumab ha recibido la opinión positiva del Comité de Medicamentos para Uso Humano (CHMP) de la Agencia Europea del Medicamento para su autoadministración en una pluma precargada de un solo uso para pacientes de 12 años o más con asma grave. Cabe recordar que esta decisión puede aplicarse sin necesidad de una resolución de la Comisión Europea debido a la naturaleza de la variación Tipo II.

De esta forma, el fármaco se encontrará disponible en forma de inyección subcutánea con dosis fija de 210 mg. Todo ello mediante un autoinyector precargado de un solo uso (pluma precargada), además de la jeringa precargada de un solo uso. Ambos formatos se administran cada cuatro semanas.

Así, la pluma precargada con tezepelumab permite a pacientes y cuidadores la autoadministración del medicamento en casa o en los centros sanitarios. En concreto, el dispositivo se encuentra equipado con un protector de seguridad y una ventanilla de visualización. Además, dispone de clics audibles al principio y al final de la inyección para servir de guía a los pacientes.

Aprobación de Tezepelumab en pluma precargada

La aprobación para la autoadministración se basa en los resultados del programa de ensayos clínicos PATHFINDER, que incluía los resultados del ensayo de fase I PATH-BRIDGE y del ensayo de fase III PATH-HOME. En el mismo se pudo comprobar que la mayoría (92 por ciento) de profesionales sanitarios, pacientes y cuidadores fueron capaces de administrar con éxito tezepelumab tanto en los centros sanitarios como en los hogares.

Ian Pavord, catedrático de Medicina Respiratoria de la Universidad de Oxford y médico consultor honorario de los Hospitales Universitarios de Oxford aportaba más datos al respecto. “El asma grave sigue teniendo un impacto que debilita la vida de estos pacientes. Creo que la nueva aprobación de la pluma precargada para la autoadministración de tezepelumab será una buena noticia para los médicos y los pacientes de Europa. Esta ofrece un mayor número de opciones y una mayor flexibilidad a la hora de administrar el medicamento”.