E.P.- De todas las células neoplásicas del cáncer de mama, tan solo una pequeña minoría, alrededor de una de cada 100, parecen ser capaces de formar nuevos tumores malignos, según un nuevo trabajo que científicos de la Universidad de Michigan (EE.UU.) publican ahora en la última edición de la revista PNAS. El descubrimiento ayudará a los investigadores a frenar las células del cáncer más peligrosas y desarrollar nuevos tratamientos más eficaces contra esta enfermedad.

"Estas células inductoras de tumores poseen muchas de las propiedades de las células madre ya que fabrican copias de sí mismas (un proceso llamado "autorrenovación", y producen todos los otros tipos de células en el tumor original", según los autores del nuevo trabajo.

Pese a que se han identificado células parecidas en la leucemia humana, éstas son las primeras que se encuentran en tumores sólidos. Las células fueron aisladas de cánceres de mama primarios o metastásicos extraídas de nueve mujeres que estaban siendo tratadas. El hallazgo puede también explicar por qué los actuales tratamientos para la metástasis, suelen fallar en el caso del cáncer de mama, según los autores del trabajo.