E.P.- Veintiséis personas más han muerto repentinamente en el norte de la India a causa de la encefalitis japonesa, lo que sitúa en 900 las víctimas mortales en el sur de Asia provocadas por esta enfermedad trasmitida por mosquitos, según afirmaron autoridades sanitarias del país.

En Nepal, donde 204 personas han muerto por esta patología desde abril, parecen haberse frenado las muertes, pero esto no es signo de que la enfermedad no se extienda al estado más popular de la India, Uttar Pradesh, donde 696 personas, la mayoría de ellos niños menores de 15 años, han muerto desde julio, según afirmó el director general de Salud del Gobierno.

En la actualidad hay 40 niños ingresados con encefalitis en el Hospital Universitario Rey Jorge de Lucknow, cuyos síntomas son fiebre alta y dolor. En caso de que no reciban rápidamente tratamiento, los pacientes entrarán en coma y morirán.

Aunque existen vacunas disponibles en Europa, los datos actuales no apoyan que los viajeros reciban la vacuna. En vez de ello, se aconseja que los viajeros se protejan siguiendo las siguientes recomendaciones: Evitar las áreas infectadas por garrapatas, utilizar ropa apropiada para evitar las picaduras, utilizar repelentes que contengan DEET, que puede aplicarse directamente sobre la piel, utilizar permetrín en la ropa y en el equipo de campamento y evitar los productos lácteos no pasteurizados.