Antonio Pais, Santiago de Compostela.- La Plataforma "Otra LOSGA es posible", se presentó oficialmente el pasado 15 de marzo y en su origen está integrada por los dos grupos políticos de la oposición (BNG y PSOE), los principales sindicatos de la Sanidad así como por asociaciones profesionales y ciudadanas. Este movimiento ha establecido como sus fines fundamentales el lograr la retirada del proyecto de Ley de Ordenación Sanitaria de Galicia (LOSGA) y abrir el debate para que una ley fundamental para la Sanidad Gallega nazca como producto del consenso.

Por eso, la primera petición de la Plataforma es que el consejero de Sanidad gallego, José María Hernández Cochón, "salga de su aislamiento y muestre el mismo talante negociador del que hizo gala la ministra Ana Pastor cuando se tuvo que negociar la Ley de Cohesión. Si sobre esta ley se consiguió un acuerdo unánime, la LOSGA debe tener el mismo nivel de consenso".

En su nacimiento,"Otra LOSGA es posible" está integrada por representantes del PSdeG, el Bloque Nacionalista Gallego, Izquierda Unida, los sindicatos Comisiones Obreras, UGT, CIG y SATSE (CESM está invitada a adherirse y podría hacerlo próximamente), organizaciones profesionales como la Asociación de Medicina Familiar y Comunitaria, la Asociación Profesional de AP, la Asociación Gallega de Salud Mental, la de Enfermería, la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública y los Colegios de Fisioterapia y de Psicólogos.

Respecto a los Colegios Médicos, el de Orense someterá esta semana a debate su incorporación a dicha Plataforma. Ésta ha defendido que entre las entidades colegiales gallegas no hay una postura unitaria respecto a la LOSGA, y lanzó la acusación de que responsables de alguno de los Colegios, concretamente del de Pontevedra, defienden intereses privados.

Otras organizaciones ciudadanas como las Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública de Villagarcía, Vigo o Pontevedra también se han sumado a la iniciativa. "El objetivo es tener el respaldo mayoritario, casi total, de la Sanidad gallega", explicó Manuel Martín, portavoz de la Plataforma y secretario de la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP) de España. "Una ley de este rango, que regulará las relaciones sanitarias en Galicia, debe tener el respaldo social, político y profesional. Y, por el contrario, el proyecto de la LOSGA ha tenido un enorme rechazo", añadió Martín

La Plataforma, que tacha a la LOSGA de privatizadora, critica en especial, la creación de la Red Gallega Sanitaria de Utilización Pública, la imposición y consolidación del copago para la atención de las enfermedades crónicas o la vulneración de los derechos de los profesionales, y por eso exige el debate. "Si la Consejería no hace caso, iremos a la dinámica de las movilizaciones", afirmó su portavoz.

Para el socialista Francisco Cerviño, "el Gobierno gallego debe retirar la LOSGA. El PSOE gobernará próximamente en España con la Ley de Cohesión, pero en Galicia retirará la de Hernández Cochón. Hay una gran diferencia entre el talante negociador de Ana Pastor y la postura de aislamiento del consejero gallego. Es difícil que la LOSGA mejore en su trámite parlamentario, aunque el PsdeG luchará por ello".

José Francisco Ferreiro, del BNG, habló de la "actitud de no querer escuchar que ha mostrado el PP. Se trata de aprobar un instrumento, una ley, que sea válida durante veinte o treinta años y el consejero sabe que su proyecto ha recibido un amplio rechazo. Se necesita un debate sereno".

Juan Miguel Antelo, de CC.OO., se refirió al "auténtico expolio de lo que tantos años costó conseguir", mientras que Irene Martínez, de UGT, criticó que la LOSGA "no responde a los criterios de calidad, suficiencia y equidad, no es fruto de un consenso que aquí se ha demostrado que es posible". Xan Cons, de la CIG, lamentó que "sin conflicto y sin movilizaciones esta ley no se va a modificar. Desde la Consejería se nos llamó "grupos de pancarta", pero es que viven de espaldas a la realidad. No descartamos convocar huelgas o conflictos en el sector".