“Primaria no tiene personal para hacer con dignidad la vacunación COVID-19”, según ha advertido la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG). También ha indicado que el sistema sanitario actual, especialmente la Atención Primaria, no dispone de personal sanitario suficiente para hacer frente a una campaña de vacunación masiva. “Si se realiza con la plantilla actual, será a costa de un incremento de trabajo o el abandono de funciones propias, que tendrían que sacrificarse para poder realizarlo con dignidad”.

Estas necesidades y carencias se harán más o menos visibles, dependiendo de la logística que se prevea para la vacunación y del tiempo del que se disponga para poder hacerla. Además, habrá que vacunar en los domicilios de los pacientes frágiles que no se pueden desplazar. Es necesario adecuar los espacios para que cumplan estrictamente las medidas de seguridad en la atención. Deberán dotarse de personal y material para atender posibles casos de reacciones a la administración de las vacunas.

La vacunación COVID-19

A pesar de todo, SEMG ha mostrado confianza en el proceso. “Desde el punto de vista de esfuerzo, formación, disposición a realizar el trabajo, podemos decir con seguridad que el sistema sanitario español está preparado. Ningún sistema de salud, de las características del nuestro, dispone de una red de Atención Primaria tan desarrollada como la que disponemos en España. Tenemos profesionales médicos y de enfermería preparados para campañas masivas de vacunación”.

Desde la SEMG han reclamado “apoyo institucional” para su trabajo, así como “dignidad en las condiciones para ejercerlo, tanto en seguridad como en medios, formación y respeto. Entre otras medidas puntuales, esta sociedad científica ha pedido:

  • La descarga y reducción de trabajo burocrático.
  • Una adecuada política común frente a la COVID-19 coordinada desde el Ministerio.
  • Una vacunación masiva para reducir “las dramáticas consecuencias” de la COVID-19.