Un nuevo paradigma de arquitectura se construye con la finalidad de crear espacios virtuales diferentes que incluyan a hospitales y centros médicos.

La innovación en la arquitectura y el diseño llega para trascender el mundo físico y crear experiencias virtuales únicas, donde la cultura, relaciones y atenciones médicas sean revolucionadas.

Un ejemplo de ello es la empresa de arquitectura y diseño AEI Spaces, que incursiona en la construcción de espacios de encuentro tridimensionales, representadas en un mundo virtual en el que podemos interactuar, creado para parecerse a la realidad.

Lo anterior se basa en un término llamado “metaverso”. Proviene de la novela “Snow Crash” (1992) y  ahora se utiliza como sinónimo de este tipo de espacios tridimensionales. 

Espacios digitales

A través de un equipo de innovación y desarrollo, compuesto por arquitectos, antropólogos e investigadores, AEI Spaces incursiona en la nueva era del mundo digital.

Los especialistas en arquitectura trabajan en diseños que permitirán a personas y organizaciones crear nuevas experiencias digitales que complementan las del mundo físico, lo que implica una redefinición de la arquitectura convencional.

Metaverso

El metaverso plantea una nueva dimensión espacial para realizar todo tipo de actividades, como las relacionadas a la medicina. Lo anterior abre la posibilidad de interactuar con otras personas que estén conectadas desde otros espacios.

Nicolas Zapata, director de Innovación y Desarrollo en AEI Spaces, afirma que “todas las interacciones requerirán de espacios virtuales específicos que deben comenzar a diseñarse y trascender las del mundo físico para crear experiencias virtuales únicas”.

La firma AEI Spaces plantea el surgimiento de nuevas formas de interactuar desde la virtualidad, a través de la creación por medio de la tecnología Block Chain, misma que permitió la descentralización de procesos como: transacciones digitales, creación de NFT´s y ahora las bases de universos digitales.

En la creación de estos nuevos espacios es importante que los arquitectos redefinan las reglas básicas de la arquitectura convencional, como, por ejemplo: mundos que no estén sujetos a la gravedad.

Es decir, explorar nuevos modelos disruptivos de construcción de espacios que moldeen las interacciones digitales.