El secretario del Plan Nacional sobre el Sida, Francisco Parras, advierte de que las características del virus que produce esta enfermedad dificultan la elaboración de una vacuna, aunque existen en estos momentos un total de 31 ensayos con productos que utilizan distintos mecanismos para encontrar la inmunidad frente al VIH, según recoge el diario ABC en su edición del domingo, 2 de marzo.

En declaraciones a Servimedia, Parras comentó que el fracaso del primer ensayo de una vacuna contra el sida era algo esperado, porque el VIH es un mal candidato para lograr un producto que proteja a personas sanas contra la enfermedad, porque muta con facilidad y destruye las células que tendrían que ser las palancas sobre la cuales tendría que actuar una potencial inmunización.

Además, apuntó que el virus varía genéticamente en su distribución geográfica por todo el mundo, que los investigadores tampoco cuentan con un modelo animal para utilizar en los ensayos clínicos y que las vacunas fueron diseñadas hace tiempo.

El responsable del Plan Nacional sobre el Sida apostó por estudiar a fondo los resultados negativos de este primer ensayo, que pueden ser una fuente importante a la hora de buscar otras vías de investigación para posteriores proyectos.

No al desánimo

A juicio de Francisco Parras, encontrar una vacuna universal contra el VIH es un objetivo difícil, por lo que es esencial no desanimarse y seguir insistiendo en que ésta es una prioridad de investigación a nivel mundial.

En espera de que alguno de los productos que se están ensayando en estos momentos o de cualquier otro futuro dé sus frutos, Parras insistió en la necesidad de reforzar la prevención y de fomento de hábitos seguros para evitar nuevos contagios.