La Sociedad Española de Epidemiología (SEE) ha presentado aportaciones al anteproyecto de ley de la Agencia Estatal de Salud Pública (AESAP). La sociedad científica ha señalado que dicho anteproyecto debería recoger más información acerca de la estructura de la Agencia. También piden que garantice puestos de trabajo adecuadamente retribuidos. Igualmente, insisten en atribuir a la agencia funciones de elaboración y evaluación de las estrategias de salud, entre otras.

Con respecto a los fines generales de la Agencia, la SEE recuerda que se presenta como “un organismo de excelencia técnica y científica”. Así, el anteproyecto debería mencionar que para poder conseguirlo será imprescindible que la política de provisión de puestos de trabajo y de retribución del personal esté en consonancia con ello.

Estructura de la Agencia Estatal de Salud pública

Desde el punto de vista de la SEE, consideran que se trata de un anteproyecto breve que “contempla pocos detalles”. Por eso creen que debería incluir la estructura de la Agencia, incluidos los organismos de control y participación social. En este sentido, también señalan que debería figurar la forma y procedimiento de designación y provisión de los órganos directivos. De esta manera se reforzaría su independencia y capacitación técnica.

En la lista de aspectos que la SEE aboga por incluir en el anteproyecto, la sociedad científica señala que debería especificarse el procedimiento por el que se desarrollará la coordinación entre la AESAP y las administraciones sanitarias de las comunidades autónomas. También se deberían incorporar los aspectos relacionados con la investigación, innovación o el avance científico.

Sin embargo, valora positivamente es la ampliación de los objetivos previstos inicialmente por la Ley 33/2011, de 4 de octubre. También que la forma jurídica de la entidad sea la de Agencia Estatal, con personalidad jurídica pública diferenciada, patrimonio y tesorería propios, así como autonomía de gestión.