El Gobierno de España ha anunciado una partida de más de 230 millones de euros para impulsar la transformación digital de la Atención Primaria en el Sistema Nacional de Salud (SNS) dentro de PERTE de Salud de Vanguardia. Este presupuesto procede del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, a través de distribución de fondos a las comunidades autónomas en los años 2022 (70 millones de euros) y 2023 (160 millones de euros).

Tres áreas para la transformación digital de Primaria

Los proyectos destinados a la transformación digital de Atención Primara se ubican en tres áreas funcionales de actuación: CSI Centro Sanitario Inteligente Digital; Atención Personalizada y Transformación digital de los servicios de soporte de la actividad sanitaria.

Así, estos proyectos se están desarrollando a través de siete grupos de trabajo, según ha informado el Ministerio. Dichos grupos se han definido junto con las comunidades y ciudades autónomas con la coordinación del propio Ministerio en conformidad con la Estrategia de Salud Digital del SNS aprobada por el Consejo Interterritorial del SNS.

Centro Sanitario Inteligente Digital

El área funcional de actuación ‘CSI Centro Sanitario Inteligente Digital’ se dirige a dotar de servicios digitales a los centros de salud de Atención Primaria. Por tanto, entre los 45 proyectos definidos en esta área están algunos encaminados a la reutilización automatizada de datos de historia clínica para la vigilancia epidemiológica, el acceso a la historia clínica desde dispositivos móviles, sistema de centralización de alergias, detección precoz de retinopatía diabética, sistema inteligente de selección de pacientes para realizar campañas de prevención y promoción o soluciones de intercambio de información clínica interconsulta entre primaria y especializada.

Atención personalizada

El área funcional de ‘Atención personalizada’ engloba proyectos que permitan diseñar, desarrollar y desplegar de manera operativa en la sanidad pública, dentro de la cartera de servicios, un modelo integral de prestación de servicios presenciales y virtuales específicamente diseñados para colectivos de pacientes que requieren una atención personalizada, continuada y sistemática, debido a su estado de salud u otras circunstancias personales.

Así, en esta área se han definido 46 proyectos, algunos centrados en la teledermatología, la teleconsulta de salud mental o el control asistido de la anticoagulación. También se abordarán los sistemas de ayuda al diagnóstico para la radiografía de tórax y la rehabilitación interdisciplinar digital. Igualmente, se mejorará el intercambio de imágenes médicas o el sistema inteligente de información ambulatoria.

Transformación digital de los servicios de soporte

El objetivo del área funcional ‘Transformación digital de los servicios de soporte de la actividad sanitaria’ es modernizar los servicios de gestión no asistenciales. Así, se han definido 41 proyectos, entre los que están:

  • Gestión asistida de turnos en los centros asistenciales.
  • Sala de espera digital.
  • Integración automatizada entre la aplicación de Historia Clínica de Atención Primaria y la aplicación de gestión de la incapacidad temporal.
  • Cuadros de mando de indicadores asistenciales de Atención Primaria.
  • Digitalización del consentimiento informado.
  • Trazabilidad digital de muestras.
  • Ciberseguridad para dispositivos médicos.
  • Plataforma de compartición de estudios con el paciente.