La respuesta de investigación de la industria, ante la pandemia del coronavirus, ha sido rápida, colaborativa y significativa. Muestra de ello es el trabajo de trece grandes laboratorios farmacéuticos en Europa, que actualmente están trabajando en común junto a organismos públicos de investigación para intentar acortar los tiempos en el descubrimiento de posibles terapias frente al Covid-19.

Tal y como se ha informado desde Farmaindustria, estos trece laboratorios serían Abbvie, Astellas, Bayer, Boehringer Ingelheim, E-Pharma, Enyo Pharma, IDbyDNA, Janssen, Merck, Novartis, Pfizer, Special Product’s Line y Takeda. Los mismos están desarrollando sus avances dentro del programa europeo de colaboración público-privada IMI (Iniciativa de Medicamentos Innovadores), el proyecto de colaboración público-privada más grande del mundo en salud, y que está financiado al 50 por ciento entre la Comisión Europea y la propia industria farmacéutica europea.

Cabe recordar que fue a principios del mes de marzo, cuando la Comisión Europea puso en marcha la iniciativa, con el proyecto ‘IMI2-Call 21’, dedicado exclusivamente a la investigación frente al coronavirus. El proyecto ha recibido una primera financiación de 45 millones de euros de fondos de la Unión Europea, que se complementarán con la inversión necesaria de las empresas participantes.

Experiencia previa

En cuanto al avance de estas investigaciones, otro dato a tener en cuenta es que la experiencia en la lucha contra enfermedades víricas recientes como el SARS, el MERS y el ébola ha allanado el camino para la colaboración actual, lo que está acelerando el desarrollo de recursos para hacer frente a este nuevo brote.

Así, las investigaciones actuales incluyen medicamentos antivirales, tratamientos para aliviar los síntomas y diagnósticos de laboratorio para la detección de portadores y personas sintomáticas.

Tal y como ha manifestado la directora general de la Federación Europea de la Industria Farmacéutica Innovadora (Efpia), Nathalie Moll, las compañías de Efpia están explorando alrededor de 30 medicamentos antivirales en diversas etapas de desarrollo o uso para ver si son efectivos en el tratamiento de pacientes con Covid-19. “La respuesta de investigación de la industria ha sido rápida, colaborativa y significativa. El tipo de esfuerzo de investigación necesario para abordar una amenaza a la salud mundial no puede crearse en el vacío ni activarse y desactivarse cuando Europa lo necesita. Se necesitan décadas para construir el ecosistema de investigación adecuado que pueda responder rápidamente a una emergencia de salud pública”.