Tras la falta de previsión después de la primera ola de la pandemia, los sindicatos ya advierten de la necesidad de tomar medidas para evitar una tercera ola. En concreto, UGT pide un refuerzo de la AP y rastreadores en Madrid. Según el sindicato, “ahora que parece que los datos de contagios mejoran”, es necesario “un cambio de rumbo que refuerce la Atención Primaria y los rastreadores en Madrid”.

Todo ello para que “lo que hemos vivido ya en dos ocasiones no se convierta en cíclico”. De esta forma, es necesario poder afrontar los meses venideros con recursos suficientes acorde a la demanda esperada. Como recuerdan desde UGT este recuerdo es necesario para dar cobertura a las necesidades sanitarias de la población, no sólo en el ámbito del COVID.

Sin embargo, insisten en que los refuerzos hasta ahora han sido escasos. Según UGT, no cubrieron ni las incidencias de Incapacidad Temporal y libranzas de los profesionales. En el mes de octubre la Comunidad de Madrid les notificó de manera informal la autorización de 500 nuevas contrataciones.

Perfil de los rastreadores en Madrid

Otro de los temas que preocupa es cuál debe ser el perfil de los rastreadores en Madrid. Actualmente, se indica que el perfil de los candidatos es de profesionales sanitarios, preferentemente Técnico en Cuidados Auxiliares de Enfermería. En su defecto, higienistas dentales, fisioterapeutas, farmacéuticos, entre otros.

De esta forma, el número de contrataciones supone “aproximadamente un profesional por centro y turno”, con contratos autorizados hasta el 31 de diciembre, y que incluyen un curso de formación.

A este respecto, desde la organización sindical han puesto de manifiesto que les “sorprende e inquieta la denominación que se da a estos nuevos profesionales”. Se les ha denominado Gestores Rastreadores COVID de Atención Primaria.

Sus funciones, por la formación que se les ha dado de un día y lo que se ha comunicado a los centros, son de “canalización de la atención al ciudadano que acude de forma presencial”. También de control de aforo, distancias de seguridad, información al ciudadano y apoyo al centro en la atención de pacientes COVID.  “Básicamente funciones en lo que conocemos actualmente por mesa de valoración (triaje) de los centros y apoyo”, ha explicado UGT.

Por ello, UGT espera que esta contratación “no sea un nuevo intento de maquillar los datos por parte de la Consejería”. Es decir, contando a estos profesionales como los nuevos 500 rastreadores que el Consejero anunció en el mes de octubre. Todo ello teniendo en cuenta que ni su formación ni sus funciones incluyen el rastreo de contactos de pacientes COVID.