El Hospital Universitario de Bellvitge, el IDIBELL, AstraZeneca y la compañía Israelí Cordio Medical han puesto en marcha la primera prueba de vida real de HearO. Se trata de la primera solución digital con un biomarcador de voz de inteligencia artificial. Este permite monitorizar la insuficiencia cardiaca mediante la voz alertando de signos de empeoramiento o posibles complicaciones. El objetivo de la app es mantener un correcto control de la enfermedad y avisar a los profesionales sanitarios mediante unas alarmas visibles en el cuadro de mandos que ellos mismos revisan. Gracias a este aviso, se puede actuar de forma temprana. No obstante, es capaz de alertar hasta 18 días antes de que tenga lugar una descompensación.

La primera prueba de vida real del programa comenzará en marzo. La misma contará con la participación de más de 50 pacientes. En concreto, se centrará en enseñar el funcionamiento de la herramienta de diagnóstico a los cardiólogos, internistas y enfermeras de práctica avanzada de la Unidad Multidisciplinaria de Insuficiencia Cardiaca Comunitaria (UMICO).

El objetivo de este piloto, que se llevará a cabo durante 6 o 9 meses, es valorar la factibilidad del uso de la herramienta para monitorizar la insuficiencia cardiaca . No obstante, esta ha sido validada en Israel y Estados Unidos habiendo sido capaz de predecir un 79,6 por ciento de las recaídas en pacientes con insuficiencia cardiaca congestiva que se encuentran estables hasta 18 días antes de que sucedan.

IA para monitorizar la insuficiencia cardiaca

Cabe reseñar que HearO es una solución digital que convierte los teléfonos móviles en dispositivos médicos avanzados. Mediante su tecnología innovadora, se monitorizan diferentes muestras de habla de pacientes, creando un aprendizaje del modelo de habla a través de la inteligencia artificial, lo que permitirá analizar las diferencias y detectar cambios relacionados con la insuficiencia cardiaca y alertar al médico, permitiendo una actuación rápida y eficaz.

Por su parte, AstraZeneca está intensificando su apuesta por la innovación con el propósito de “impulsar el desarrollo de soluciones innovadoras que mejoren de forma integral el abordaje de patologías de alto impacto en salud como la insuficiencia cardiaca. Esto va desde la prevención y el diagnóstico precoz hasta el tratamiento, seguimiento y acompañamiento de los pacientes”, destaca César Velasco, director de Innovación y Estrategia Digital de AstraZeneca España.