Investigadores del Cima Universidad de Navarra han identificado una nueva estrategia para fortalecer el sistema inmune en Oncología. La investigación ha contado con el impulso de la Fundación “la Caixa”. El objetivo es utilizar esta nueva terapia avanzada como potencial estrategia de inmunoterapia para tratar varios tumores. Los resultados de esta investigación han sido publicados en Frontiers in Immunology.

Se trata de la transferencia de linfocitos T citotóxicos o CD8 infiltrantes de tumor modificadas genéticamente para potenciar su capacidad proliferativa y antitumoral. Se ha utilizado la combinación de terapia génica y de terapia celular adoptiva. Gracias a estas han logrado reducir y retrasar el crecimiento del melanoma y del hepatocarcinoma. Todo ello en modelos animales.

Otras formas de fortalecer el sistema inmune en Oncología

Además de las conocidas CAR-T, hay otro tipo de terapia celular que se basa en el uso de linfocitos infiltrantes de tumor (TIL, por sus siglas en inglés). Estas células inmunitarias que se encuentran de forma natural en el tumor del paciente. La estrategia consiste en seleccionar en el laboratorio los TIL que mejor reconozcan al tumor, expandirlos y, después de ser activados, se infunden de nuevo en el paciente. De esta forma se consigue otra forma de fortalecer el sistema inmune en Oncología.

En este estudio los investigadores seleccionaron los linfocitos T citotóxicos o CD8 específicos del tumor. A estas células, cuyo papel es fundamental en la eliminación del tumor, las modificaron genéticamente en el laboratorio. Así expresaron el receptor EGFR para beneficiarse de su función estimuladora del crecimiento y diferenciación celular.

“En el laboratorio empleamos un retrovirus como vector para introducir en las células T CD8 el material genético para que expresen EGFR”, explicó Teresa Lozano, investigadora del Cima.  “Al infundirlos en los modelos de ratón con melanoma o con hepatocarcinoma, observamos que las células inmunitarias ‘potenciadas’ lograban proliferar mejor y mejorar su efecto antitumoral”, concluía la experta.