Ante el aumento de personas contagiadas por coronavirus que precisan de hospitalización es necesario poder realizar cribados que permitan conocer de forma temprana las neumonías causadas por el Covid19 y así prevenir consecuencias graves en estos pacientes. Con este objetivo, hospitales públicos valencianos y centros de investigación participan en un proyecto para impulsar una herramienta de ayuda a la detección temprana,  pronóstico y triaje de casos de coronavirus mediante la aplicación de Inteligencia Artificial.

Tal y como ha explicado la Consejería de Innovación de la Comunidad Valenciana, se trata de utilizar las radiografías torácicas que por protocolo se realizan a los pacientes que muestran síntomas de infección por coronavirus, para que, de forma anónima, puedan ser analizadas mediante Inteligencia Artificial para la detección temprana de una neumonía.

En palabras de la titular de esta consejería, Carolina Pascual, este proyecto permitirá facilitar que “el personal sanitario pueda identificar a aquellos pacientes con mayor riesgo de evolucionar a una situación grave o crítica y por tanto de poder actuar con rapidez para evitar complicaciones graves de salud”, además de optimizar los recursos sanitarios, una de las claves de esta crisis.

Igualmente, este sistema ayudará a la estratificación del riesgo de pacientes con síntomas moderados, ayudando a la detección de los pacientes con mayor riesgo de evolución a una condición grave o crítica. Así, Pascual ha indicado que la Inteligencia Artificial se convierte además en “una herramienta esencial para minimizar y agilizar la carga de trabajo”.

Un trabajo colaborativo

En el proyecto participan 24 personas de hospitales públicos valencianos, además de personal investigador de la Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunitat Valenciana (Fisabio), Centro de Investigación Príncipe Felipe, la Universidad de Alicante, la Universidad Miguel Hernández, Medbravo y General Electric Health.

Los centros hospitalarios tienen una alta disponibilidad de Rayos X convencionales, ampliamente utilizados y más accesibles que otros equipos más complejos y los protocolos sanitarios estandarizan la realización de una placa torácica a todos los pacientes que ingresan con síntomas de coronavirus.

Este equipo recopilará datos de radiografías torácicas y con el entrenamiento de modelos de Inteligencia Artificial a los datos recabados, más la experiencia clínica, la herramienta permitirá detectar de forma temprana la neumonía por Covid-19 en pacientes con síntomas leves.